30 octubre 2006

Cómo está el paaayoooo...

No es solo que mi nuevo jefe esté para tomar pan y mojar, si no que el tío además lo sabe y se aprovecha de sus pobres esbirras para hacer que trabajen... Les pone ojitos, les hace bromitas, se muestra cariñoso y simpático... Será cabrón...

Más allá de esto, el otro día pensé en una situación posible aunque impensable: Imagínate que coincidimos él y yo en un viaje de negocios y que tras una dura jornada de trabajo, me propone tomar una copa. Supongamos que acepto y el tío se pone cariñoso conmigo y que yo soy una tía casada y que no lleva anillo (y él no lo sabe, claro, ni pregunta nada). Imaginemos que no tengo escrúpulos y que las posibilidades de echar un polvo parecen elevadas. ¿Debería decirle que soy casada? ¿Donde tengas la olla no metas la polla? ¿Que me quiten lo bailao? ¿Debería haber escrito esto en otra persona?

Los personajes y situaciones descritos en este blog son absolutamente ficción, cualquier parecido con la realidad, es pura coincidencia y yo sólo lo escribo por provocar, no porque realmente lo esté pensando...hombrepordios.

10 comentarios:

Anónimo dijo...

Yo creo que lo de "donde tengas la olla no metas la polla" no tiene porqué ser cierto. Yo mismo, donde tengo una olla, meto mi polla.

sernoser dijo...

Si el payo esta bien.... pues pa dentro de la fregoneta y a cascar...jamia....

Otra cosa es...

Que ya no hay orden, ni principios, ni moralidad, ni geometría ni teología y asín nos va... cualquiera aguanta este sindios...

(salvesea la parte, esto es por contestar... ya se sabe; a preguntas dispares, respuestas de todo a cien... ;-) ;-) ;-) )

kukuxumusu dijo...

jajaja nenicaaaaaaaa, me meo..ya sabía yo k un dulce así no pdía dejaros indiferentes!!.

Tía..yo ya sabes lo que haría..pero me da penica el costillo!!!bueno, tú follatelo, pero llama antes al costillo pa comentarselo, k con lo comprensivo k es seguro k t deja!.

Anónimo dijo...

Como experta receptora de pollas donde tengo (o, mejor dicho, HE TENIDO) las ollas, yo ahora mismo me abstendría.
En el cocido madrileño con polla las mujeres llevamos la peor parte siempre... Eso sí, a ellos les priva, y hacen del sexo en el trabajo un instrumento de poder y de exhibición machista.
Si no puedes resistir la tentación, cambia de trabajo o de polla. Trabajo tienes uno, y hay millones de pollas esperándote a lo largo y ancho del mundo.
Mi actual jefe es un cabrón, tiene a su mujer y a su amante en el curro (toma olla), lo sabe todo dios, y hay un ambientito que no veas...

Peggy dijo...

Trabajo y sexo...mal lugar .....y si es jefe peor ...:)

alfredoni dijo...

Con tus principios morales no harás nada, ¿que más te da lo que te digamos?

Susana dijo...

Por muy buenorro que esté, dónde tengas la olla no metas la polla. Obvio "detallitos" como que estás casada, aunque estuviese soltera y sin compromiso, lo de mezclar sexo con trabajo a mí me parece un error....

(Entiéndase cuando es un trabajo estable y con posibilidades de futuro, como es tu caso; que digo yo, que cuando trabajaba de promotora un finde en cada centro comercial, y había reponedores potentes... pues en en caso... ;-p)

Luis dijo...

Lo que está claro, Ceci, es que por lo que dejas entrever de ti, en ningún caso te plantearías algo así, por muy macizo que esté el payo ranger...

Así que, bueno, que siga siendo un "amor platónico" ya está bien, y puedes disfrutar de la vista, al menos :D

Besos
Luis

molecula dijo...

Analicemos la situacion: tu quieres, el tambien, y tras querer y conseguir, el deja de querer y piensa que tu sigues queriendo. Se agobia, y el ambiente se enrarece: mal rollito. Opino que hay demasiados peces en el rio como para ir a cantarle villancicos justo al que puede ponerte en la calle si no juegas bien tus cartas.
Ahora, que si las juegas bien, lo normal es que te encuentres con el mismo problema pero al contrario: tu ya no quieres y el sigue con el almendro en flor... mal rollito de nuevo.
El morbo es libre, pero la nomina manda, zagala.

Dr_Strangelove dijo...

Como diria Michael Corleone:
Sexo y trabajo, aceite y agua.

¿O era mentos y cocacola? mmmmh.