27 julio 2005

Videos porno caseros

Llegué a casa de mi novio, el tío estaba bastante rarito, no sería capaz de decir qué le pasaba, pero lo encontraba raro. Habíamos quedado para echar un polvo, aprovechando que estaba solo en casa.

En su habitación, nos tumbamos en la cama y empezamos a besarnos, a desnudarnos y a meternos mano. Le saqué su juguetito y empecé a hacerle una mamadita de buen rollo. Lo veía distraído, como mirando al más allá. El "mas allá" era una videocámara hábilmente escondida encima de un altavoz, y tapada con un jersey.

Me acerqué a descubrirla y se me bajó la líbido. No tanto por el hecho de grabarme, si no por la traición.

No me enfadé demasiado. Mostré un pequeño cabreo de orgullo y le dije que me lo enseñara. Lo empezamos a ver, y lo cierto es que no era de mucha calidad, la imagen descentrada, la postura no favorecía la imagen...La videocámara era de sus padres, así que le dije que borrara inmediatamente la cinta. Me empecé a imaginar a dónde podría llegar esa grabación, y eso que entonces no había internet (1993)...

Supongo que la habrá borrado. (hmmmm...)

Más adelante he hecho un par de grabaciones más curradas, lo que pasa es que la cámara engorda mucho, y no tengo valor para volverlas a ver....quizá un día de estos.

¿La gente se grabará?

12 comentarios:

papa oso dijo...

tia!... que rulen!
Dejanos ver y nosotros opinaremos!!
;-)

Principe de la Lujuria dijo...

Es una de las cosas que más morbo me dan. Eso sí, con consentimiento. Sin él todavía no me he puesto :-P

Besos Húmedos

Dosjerez dijo...

Pues si, nosotros nos grabamos, en concreto nos grabábamos, que al final lo haces unas cuantas veces y luego pasas si no te gusta el tema de verdad

Ovary Punch dijo...

You know... these pictures are making my pants move... without my hands. Wink wink.

malaputa dijo...

Se graba se graba.

Cactus Invictus dijo...

Jeje. Nosotros una vez nos grabamos, además cámara en mano (nada de cámara fija). Fue absolutamente excitante. El problema fue que, inmediatamente después de terminar, lo vimos (tumbados en la cama, en la pantallita de la cámara). La sensación de vergüenza era tremendísima: y es que lo que es excitante estando en faena, luego puede llegar a resultar ridículo.

Anónimo dijo...

Lo de grabarse no se, pero lo de verse si que es excitante, recuerdo una vez, haciéndolo sentados en una silla, con un espejo al lado. Muy aconsejable.

Maktub dijo...

No lo he probado nunca pero tiene que ser una experiencia muy morbosa y recomendable por supuesto. Yo casi preferiría no saber qué me están grabando porque puede que me cortara más si sé que "algo" me está observando, no sé, habrá qué probar algún día...

Cheev_o dijo...
Este comentario ha sido eliminado por un administrador del blog.
agua dijo...

claro que me grabo

Virginia dijo...

Yo no me he grabado nunca. Y siempre me ha dado miedo la camara web por si me grababa la otra parte. Mi cuerpo no es como para exhibirlo. Ultimamente no quiero ni salir en las fotos.

Anónimo dijo...

Nosotros nos hemos grabado y tb hemos follado delante del espejo..

Esta bien.. pero no mata!